sábado, 23 de abril de 2016


YO SOY UN ÁRBOL SECO.


Amor de un beso se olvida
y de un suspiro se va;
amor de paso 
en nuestra vida,
se le da la bienvenida
cuando tal vez se aleja ya.

Amor que al irse 
no está ausente;
amor sin duda y sin fe,
amor intrascendente 
que si llego calladamente,
calladamente se va...

Yo soy un árbol seco
que solo espera el hacha,
y tu un arroyo alegre
que solo sueña con el mar...

Isidoro Ortega Contreras.